Novedades

Un proyecto argentino busca innovar con energías renovables

 

 

En la actualidad se evidencia un aumento en la demanda de energía a nivel mundial y según un estudio de las Naciones Unidas se espera que esta demanda se incremente en un 70% para el 2035. En esta línea, la necesidad de encontrar alternativas y soluciones a esta problemática está en agenda de muchos países, entre ellos el nuestro.

 

Energía a partir de biomasa forestal

“Se denomina “biomasa” a toda porción orgánica proveniente de las plantas, los animales, y de diversas actividades humanas. El término “biomasa” abarca una variada serie de fuentes energéticas: desde la simple combustión de la leña para calefacción hasta las plantas térmicas para producir electricidad, usando como combustible residuos forestales, agrícolas, ganaderos o incluso “cultivos energéticos”, pasando por el biogás de los vertederos o lodos de depuradoras, hasta los biocombustibles. Cualquier tipo de biomasa proviene de la reacción de la fotosíntesis vegetal, que sintetiza sustancias orgánicas a partir del CO2 del aire y de otras sustancias simples, aprovechando la energía del sol” (así lo define www.minem.gob.ar)

 

Los productos y los residuos biodegradables procedentes de la vegetación de las áreas boscosas son consideradas biomasa forestal. Son una fuente de energía renovable basada en la utilización de la materia orgánica que sirve como fuente de energía limpia. Además, permite mantener bien gestionado el ambiente y gracias a su extracción, evita problemas como incendios con gran capacidad destructora.

El aprovechamiento de estos materiales como pueden ser los residuos de los seres vivos, troncos, ramas, frutos y residuos vegetales, tiene un gran potencial tanto para la obtención de energía limpia como para un simultáneo cuidado de los ecosistemas.

 

Un emprendimiento argentino

En el mes de agosto, se anunció el comienzo de una planta de producción de energía eléctrica a partir de biomasa forestal, en Gobernador Virasoro, Corrientes. Este área cuenta con 214.000 hectáreas de bosque implantados y producirá 40 MW de energía eléctrica. La iniciativa permitirá diversificar la matriz energética, contribuirá al desarrollo industrial de la zona y generará nuevos puestos de trabajo con mano de obra calificada.

La obra demandará una inversión de 60 millones de dólares que estará a cargo de FRESA (Fuentes Renovables de Energía S.A), una compañía integrada por dos firmas nacionales: Grupo Insud y Grupo Benicio.

El objetivo es generar electricidad a partir de chips, aserrín, cortezas de pino y eucalipto, sumado a biomasa proveniente de madera seca y materiales forestales que actualmente no tienen uso industrial.

Como resultado se liberará energía eléctrica a partir de fuentes renovables y beneficiará a la comunidad al promover el desarrollo industrial de manera sustentable, al mismo tiempo que contribuirá al menor consumo de recursos fósiles y mejorar la provisión de energía de la zona.

 

--
FUENTES:

INFOBAE / MINISTERIO DE ENERGÍA Y MINERÍA

 


TE PUEDE INTERESAR: 

GESTIÓN DE MEDIO AMBIENTE

Introducción a la Norma ISO 50001:2011 Sistemas de Gestión de la Energía

Auditor Interno de Gestión de la Energía ISO 50001 – ISO 19011